domingo, 27 de noviembre de 2016

Estaba la Madre sufriendo...

 

En la noche de ayer sábado 26 de noviembre, a las puertas del Adviento,  la Hermandad celebró la meditación del Stabat Mater reunida en torno a Nuestros Sagrados Titulares, pronunciada en esta octava edición por don Carlos Crivell Reyes.


El acto piadoso, enmarcado dentro del contexto sobrio e intimista que la Hermandad ha querido imprimirle desde sus inicios, fue presentado en esta ocasión por doña Carmen Gavira Guerra, periodista en el Gabinete de Comunicación del Ayuntamiento de Sevilla. Asimismo, contamos con la grata presencia de nuestro Vicario Parroquial, don José María Soto Marchena, los hermanos franciscanos de la Cruz Blanca del Convento de Nuestra Señora del Rosario, el Excmo. Sr. D. Javier Salto Martínez – Avial, Teniente General del Ejército del Aire, así como una representación del Consejo de Cofradías de Arahal y de las distintas hermandades de nuestro pueblo.




Como en tantas ocasiones, se respiraba un ambiente familiar en San Roque contagiado a los cofrades de Arahal y Sevilla, unidos en la sobrecogedora estampa de un Stabat Mater que va más allá de nuestro pueblo.

La Hermandad volvió a poner la mirada en la Santísima Virgen, centro devocional y causa del origen de la misma, invitando a un cofrade comprometido, que en su Meditación -a partir de un cuento que se desarrollaba en la Iglesia de San Roque- profundizó en los siete dolores de la Santísima Virgen, reconociendo el sufrimiento de María en los problemas que azotan nuestra sociedad (desahucios, desempleo, enfermedades, acoso escolar,…).



Una vez más la belleza de nuestras Sagradas Imágenes nos hablan, en una meditación sincera y actual que originó multitud de respuestas en el corazón de cada uno de los asistentes.



El acto estuvo acompañado por la capilla musical del tenor don Joaquín Ruiz, que interpretó tres cantos escogidos para la ocasión, contribuyendo al recogimiento con que nuestra Hermandad ha caracterizado este acto, poniendo de manifiesto su condición  de pertenencia a la Iglesia sintiéndose parte de ella y ayudándonos a crecer en la fe.

Desde estas líneas aprovechamos para mostrar una vez más nuestras palabras de agradecimiento tanto a doña Carmen Gavira, presentadora del acto, como a don Carlos Crivell, por su compromiso y generosidad con la Hermandad, aceptando la invitación de meditar el Stabat Mater ante Nuestros Sagrados Titulares.


Fotos: Archivo Hermandad - Andrés García

No hay comentarios:

Publicar un comentario